Conducción nocturna por Budapest en Smarttimes15

Una de las propuestas que  Smart nos tenía preparada como actividad en la Smarttimes15, era la posibilidad de realizar excursiones nocturnas en la ‘Unforgettable Night Drive’. A continuación os contamos cómo fue nuestra experiencia de conducción nocturna por Budapest en Smarttimes15 en un Smart.

Acostumbrados a realizar excursiones durante el día con un grupo limitado de coches, como el año pasado en la Smarttimes14 celebrada en Cascais, este año en Budapest nos propusieron la novedad de realizar una ruta de conducción nocturna por la ciudad y con asistencia libre. El horario previsto por la organización para realizar esta actividad era de las 23:00 a las 01:00 pero realmente no había que registrarse ni se salía en grupo. Era una actividad individual y no en grupo.

La organización facilitaba un libro con información de la ciudad, incluido un mapa resumido y rutas para poder realizar con los Smart visitando los principales puntos de interés de Budapest. El formato era tipo “libro de ruta” de rally, con iconos de tipos de maniobras que debías hacer con el coche, distancias y recorrido, a cuantos metros había que realizar esa operación y la explicación de lo que se iba viendo durante el recorrido.

smart times 15 smarttimes15 smarteros budapest night drive

¿Ventajas que encontramos en esta modalidad de ruta? El tráfico ya no se convierte en un problema para nosotros, ni nosotros para la ciudad, encontramos sitio donde parar y aparcar, cosa que durante el día puede ser algo complicado. Otra cosa buena es que la temperatura es mucho más agradable que durante el día, máxime con el calor que hizo durante todo el evento. Y en contra, la noche no es el mejor momento para realizar fotos o grabar vídeos pero como veréis en las siguientes fotografías nocturnas, también tiene su atractivo. ¡Menos mal que contamos con unos fotógrafos Smarteros con buen pulso!

El único inconveniente de esta actividad se lo encontró nuestro compañero Sopmac que, como iba sólo en su vehículo, se le hacía imposible poder seguir las indicaciones de la ruta e ir conduciendo a la vez. La verdad, es que llevaba toda la razón: sin copiloto es una labor imposible e incluso peligrosa. Menos mal que como somos veteranos en estos menesteres, íbamos bien equipados en cada coche con un walkie para comunicarnos y no tuvimos mayores problemas.

De la mayor parte de la ruta, muy a nuestro pesar, no podemos enseñaros fotos, porque pasábamos circulando por los monumentos sin llegar a detenernos. Una de las cosas más peculiares con las que te encuentras al circular por primera vez por la ciudad de Budapest son los semáforos: cuando están en rojo, se ponen en ámbar antes de mostrar el verde, de manera que avisa unos segundos antes de que se va a poder circular. Nos pareció una buena idea que se podría exportar a España.

Iniciamos la ruta los tres Smart Fortwo y los cinco ocupantes Smarteros. Aunque nos llegamos a cruzar por el camino con otros Smart que también estaban haciendo la ruta o en algunos tramos se nos añadió algún Smart que iba perdido, casi todo el rato fuimos solos, a nuestro aire. El primer punto de pasada era la Plaza de los Héroes (Hősök tere) que teníamos justo al lado del lugar de concentración de Smarttimes15.

Uno de los problemas de no saber a donde vas, es que aveces te cuesta más de lo que quisieras llegar a los sitios, como fue el caso de la Basílica de San Esteban (Szent István Bazilika). Necesitamos unas cuantas pasadas con los coches hasta acertar con la calle correcta. Llegamos a pasar hasta tres veces por el mismo sitio sin lograr llegar al que queríamos, pero aparte de reírnos bastante, disfrutamos cada pasada delante de una gigantesca noria que se encuentra en una plaza cercana.

El siguiente punto de la ruta era pasar junto al Parlamento (Országház) donde queríamos parar para hacer una foto con los coches. ¡Qué difícil encontrar una buena ubicación para hacer la foto perfecta! Pasamos por delante esperando a ver si más adelante había un sitio mejor, un poco más adelante, un poco más adelante…y se nos pasó la oportunidad y nos quedamos sin foto 🙁

Después cruzamos el Danubio por el Puente de las Cadenas, donde pasamos al otro lado de la ciudad. Al cruzar, llegamos a una glorieta que daba acceso al imponente túnel del Castillo de Buda,  el cual haríamos de vuelta en sentido contrario para volver hasta este mismo lugar. Desde aquí, la ruta nos llevaba hacia el Palacio Sándor (Sándor-palota), residencia del Presidente de Hungría.

En la subida al Palacio Sándor, nos encontramos con una barrera con ticket que nos hizo dudar si seguir adelante. Es de esas situaciones donde no sabes muy bien si vas por el camino correcto o no. Tampoco teníamos muy claro si tendríamos que pagar y no había a quién poder preguntar, así que tiramos hacia adelante sin pensar: cogimos los tickets y avanzamos. El idioma diferente complica mucho las cosas. Allí  hicimos una pequeña parada para ver el entorno y seguimos la ruta hasta salir. Al ver a una chica de la organización, supimos que íbamos por buen camino. Al salir por otro paso de barrera e ir montados en Smart nos levantaron la barrera y no tuvimos que pagar nada. ¡Menudo alivio!

El siguiente punto de la guía, nos llevaba ahora al punto más elevado de la ciudad desde donde disfrutar de las mejores vistas de Budapest, rumbo hacia la Ciudadela (Ciutadella) hasta llegar a la colina de Gellért. En la subida por las calles de la montaña donde está situada la Ciudadela, de nuevo dudas de si nos habríamos equivocado de camino, porque no te vas encontrando con otros Smart que te sirvan de guía o carteles de Smartimes15 indicando el camino. En este sentido, echamos mucho en falta los indicativos que sí hubo en Portugal. Pero la ruta en el papel indicaba que ese era el camino, así que le hicimos caso. Al final de la subida llegamos a un gran parking que se encontraba un poco colapsado, entre autobuses intentando salir, otros Smarts intentando aparcar y otros coches que se encontraban también en el lugar de visita. Nos pareció demasiado concurrido el lugar…y luego comprendimos el porqué. Aprovechamos un pequeño hueco para aparcar un Smart y en el sitio de un coche, colocamos los otros dos Smart uno detrás del otro. ¡La típica inteligente optimización Smart del espacio! 🙂

La colina de Gellért que está presidida por la estatua de la Libertad, cuenta con un par de miradores impresionantes. ¡Mirad la vista general de parte de Budapest con el río Danubio que la cruza, los barcos, con el Puente de las Cadenas (Széchenyi Lánchíd) en el centro de la imagen y el Parlamento tan bien iluminado al fondo a la derecha! ¡ESPECTACULAR!

smart times 15 smarttimes15 smarteros noche danubio smarteros

Aquí os enseñamos un poco más de cerca la impresionante cúpula del Parlamento y parte de dos puentes que, como veréis, son de estilos muy diferentes. Todos los puentes de la ciudad fueron destruidos en la II Guerra Mundial y reconstruidos tal como eran originalmente al finalizar la guerra.

smart times 15 smarttimes15 smarteros noche parlament

En la siguiente imagen, tenemos la zona del Bastión de los Pescadores, donde destaca la Iglesia de San Matías. Y al fondo, en la montaña, se difumina con sus luces rojas, la imponente torre del servicio de radio de la policía (ORFK-torony).

smart times 15 smarttimes15 smarteros noche iglesia

¡Ahora sí que pudimos ver la impresionante noria de 65 metros de altura que se encuentra en la céntrica Plaza de Sisi (Erzsébet tér) en todo su esplendor! Una de las cosas que nos dieron  en el check-in de Smarttimes15, fue un cupón con un 25% descuento para poder subir a la noria, aunque no tuvimos tiempo de hacerlo.¡Qué pena! Como podéis ver también, se encuentra muy cerca de la Basílica de San Esteban. 

smart times 15 smarttimes15 smarteros noche noria budapest

Después de pasar por la Ciudadela,  fuimos a realizar la última parada de la noche. El objetivo era parar frente al Parlamento al otro lado del río Danubio. Pero, aunque parezca mentira, no nos resultó muy sencillo poder acceder a la carretera que iba paralela al río. Menos mal que con los walkie y un par de vueltas por la zona que estaba en obras, conseguimos llegar. Aunque el tema de encontrar aparcamiento, también estaba un poco complicado y resultaba algo peligroso al intentar parar junto la carretera pero pudimos encontrar un sitio ideal para dos Smart y que convertimos rápidamente en tres, realizando un poco de “magia smartera”. Valió la pena hacer magia para aparcar en ese sitio, ¿no os parece?

smart times 15 smarttimes15 smarteros parlament fortwo danubio

Sin lugar a dudas, estas vistas junto al Parlamento separado de nosotros por el río Danubio  fue uno de los sitios más bonitos de toda la noche y de la visita. Y sentado en el interior de un Smart Fortwo, te podrías pasar horas y horas sin moverte contemplando tanta belleza.

smart times 15 smarttimes15 smarteros parlament budapest fortwo

Desde este punto, dejamos que el GPS del Smart nos llevase de vuelta hasta el hotel para descansar para el siguiente día, ya que nos esperaba la visita al circuito de Hungaroring que podéis leer aquí.

Post de @soyelcampos

3 comentarios sobre “Conducción nocturna por Budapest en Smarttimes15”

  1. Campos: me ha encantado tu post, he vuelto a revivir el paseo nocturno que hicimos por Budapest. Y he aprendido cosas que no sabía, porque yo iba conduciendo y viendo tantos monumentos que no sabía cuál era su nombre, ahora me ha quedado todo claro.
    La verdad es que esa noche hubo cierta magia con nuestros coches andando por la ciudad. Una gozada que escribas esto y podamos tener el lujo de revivirlo contigo, gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.